¿Qué significa que un edificio tenga la Calificación Energética A?

03/05/2022

A la hora de comprar una vivienda muchos son los factores que se deben analizar y tener en cuenta, entre ellos se encuentra el certificado energético y la calificación energética, dos documentos que posteriormente recibe el comprador, al momento de la entrega de su vivienda o escrituración.



Pero, qué es la ¿Certificación Energética?



Desde el 2013, el Certificado energético es un documento obligatorio para la venta o alquiler de un inmueble. En este documento encontraremos la información sobre el nivel de emisiones de CO2 y el consumo energético de una vivienda.



En el caso de una vivienda de segunda mano, es el propietario quien debe proporcionarlo al comprador y en caso de una vivienda sobre plano, será la promotora quien lo entregue.



Etiqueta y Calificación Energética



La etiqueta energética es el documento que se obtiene tras el proceso de certificación energética de la vivienda. Es un resumen de la certificación, que informa qué calificación tiene el inmueble en una escala de 7 letras, de la A (la más eficiente) a la G (menos eficiente) y aquí damos detalle de esta escala:





• La calificación energética A, en verde oscuro, es para las viviendas que son más eficientes energéticamente. Unas viviendas donde se garantizan unas emisiones de CO2 bajas, así como un consumo energético óptimo.


• La calificación B: también una de las más eficientes calificaciones, con un color verde más claro.


• La calificación C: está un nivel por debajo, ya que es menos eficiente y su color es una fusión entre el verde y el amarillo.


• La calificación D, es la estándar, identifica con el color amarillo a las viviendas de eficiencia normal.


• Por último, las calificaciones E y F (anaranjada y naranja, respectivamente), están en los niveles más bajos de a nivel de eficiencia energética. Sin embargo, la clasificación G, la roja, señala que la vivienda no cuenta con ningún tipo de eficiencia.



Calificación energética A, la más demandada en la obra nueva



A la obra nueva le pedimos lo mejor por eso, que una vivienda cuente con la óptima eficiencia energética, se convierte en uno de los puntos importantes al momento de decidirse por la compra de un inmueble, ya que incide en nuestro confort, bienestar económico y ambiental.



La calificación energética A es la máxima calificación de eficiencia energética que puede obtener una vivienda.



Para obtener la calificación A en emisiones, un edificio debe reducir las emisiones de CO2 que emite, lográndolo a través de una serie de factores como el aislamiento tanto del exterior como del interior, la calefacción y la iluminación.



En Premier España, en nuestras promociones en Madrid, logramos esta alta calificación en emisiones a través de:


- El doble aislamiento térmico de fachadas y el aislamiento térmico en cubiertas.


- Adoptando a la Aerotermia como sistema de calefacción, refrigeración y agua caliente sanitaria en el hogar.


- Optando por el suelo radiante-refrescante. Un sistema invisible y limpio que se encarga de la climatización del hogar mediante un sistema de tubos que van por debajo del suelo. Entre sus distintas ventajas, es importante señalar que no genera corrientes de aire y es silencioso, además no altera la estética de ninguna estancia y permite contar con un mayor espacio útil.
Además, la instalación de un suelo radiante para la aerotermia es una elección que mejora el rendimiento de este sistema al trabajar con bajas temperaturas, respecto a una calefacción mediante radiadores, así como mayor inercia térmica del sistema.


- Eligiendo carpintería exterior de aluminio o PVC con rotura de puente térmico y vidrio con doble acristalamiento térmico, como uno de los elementos esenciales.


- La ventilación mecánica de viviendas con motores individuales por vivienda. Lo que permite mantener una ventilación óptima en toda la vivienda, evitando la aparición de condensaciones, mohos y olores.



En definitiva, que la vivienda goce la de la calificación A supone una mejora notable en las condiciones de confort y de ahorro energético, sobre todo si se compara con las construcciones convencionales o de segunda mano. Brindar edificios con una calificación energética A, además es imprescindible para cumplir con los objetivos del Plan Nacional Integrado de Energía y Clima 2021 – 2030 (PNIEC), un plan de mejora de viviendas que se estableció, frente los cambios climáticos y la creciente dependencia de energética del exterior.








COMPARTIR